Método ROPA

El método ROPA es un tipo de proceso de fecundación in vitro con óvulos de tu pareja femenina está pensado para aquellas parejas homosexuales en las que las dos mujeres quieran participar activamente del tratamiento de Reproducción Asistida. Los óvulos obtenidos son inseminados con el semen de donante, y al final del proceso, los mejores embriones son transferidos a la receptora.

Para poder realizar este proceso hace falta demostrar que estéis casadas.

¿Qué es el método ROPA?

El método ROPA consiste en un tratamiento de fecundación in vitro que permite a las parejas de mujeres ser madres, siendo una la madre genética al aportar el óvulo y la otra, la madre gestante del bebé.

Mediante fecundación in vitro (FIV), en el laboratorio se fecundan los óvulos de una miembro de la pareja con un espermatozoide de un donante, y el embrión resultante se transferirá al útero de la pareja. De esta forma, el método ROPA (sus siglas Recepción de Ovocitos de la PAreja), ofrece a las parejas de mujeres la posibilidad de vivir una maternidad compartida desde el inicio.

Procedimiento

Las etapas que tienen lugar en la fecundación in vitro con el método ROPA son las siguientes:

1

Estimulación ovárica y punción de la pareja donante para obtener los óvulos.

2

Fecundación in vitro de los óvulos con el semen de donante.

3

Cultivo de los embriones que se obtienen en incubadores y medios de cultivo de última generación.

4

Transferencia embrionaria de blastocitos, es decir, embriones en el día 5/6 de desarrollo post – fecundación.

5

Seguimiento embarazo.


Si queréis más detalles del procedimiento, tenéis toda la información paso a paso a la pestaña de FIV con gametos propios.

¿Para qué parejas está indicado?

  • Parejas de mujeres que quieran afrontar la maternidad de manera compartida y activa en el proceso reproductivo, ya sea por propia elección y/o por motivos médicos de una de las mujeres de la pareja, como:

  • Alteraciones en la calidad de los ovocitos.

  • Ausencia de ovocitos propios.

  • Ausencia o disfunción severa de los ovarios.

  • Alteraciones cromosómicas o genéticas.

  • Fracaso de otras técnicas de reproducción asistida.